:)

Negocios

ManpowerGroup: necesario ser más flexibles con trabajadores que no realizaron home office en la pandemia

Published

on

Tras subrayar que casi la mitad de los trabajadores prefieren horarios adaptables, ManpowerGroup planteó la necesidad de que por salud física, mental y emocional de la clase trabajadora, los patrones sean más flexibles con los empleados, sobre todo con quienes no pudieron realizar trabajo a distancia –home office- durante la pandemia por Covid-19.

Para Alberto Alesi, director general de ManpowerGroup para México, Caribe y Centroamérica, el teletrabajo es la principal medida de flexibilidad laboral pos-pandemia, que en Latinoamérica no fue implementada para todas las personas, aún durante y después de la contingencia sanitaria.

Refirió que en 2019 sólo tres por ciento de la población ocupada tuvo acceso a trabajar a distancia y que esta cifra aumentó a 10 y 35 por ciento durante la crisis de salud, por lo que muchos empleados no disfrutaron y siguen fuera de este beneficio.

Lee: Sin inspecciones a casa y horarios definidos: así será la norma que regulará el home office

El trabajo remoto ha manifestado ser un incentivo a la productividad, en términos de lograr un mayor equilibrio entre la esfera laboral y personal laborando desde casa, no obstante, aún está pendiente atender a los colaboradores de puestos que no gozan con este tipo de esquema laboral, como son obreros y trabajadores en la línea de producción.  

Señaló que proyecciones internacionales, como la realizada por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), apuntan a que el esquema remoto avanzó un equivalente de 20 años en su aplicación en tan solo tres meses, pero no se ha abordado para el grueso de la población que no pudo trabajar desde casa.

 “El tema para estas personas es que, aunque su trabajo sea presencial, se les puede dar de alguna manera un beneficio de descanso, por ejemplo, extensiones de permisos por incapacidad para el cuidado de sus familiares, que puedan existir jornadas mixtas, fines de semana completos de descanso o algún día de salud mental cada 15 días, lo importante es que sea parte de la agenda y prácticas de todas las organizaciones”, detalló el directivo.

De acuerdo con el estudio de ManpowerGroup, The Great Realization, 45 por ciento de los trabajadores prefiere tener horarios flexibles y 36 por ciento espera más días de descanso, lo que se ha traducido en plantearse jornadas mixtas, incluso, la reducción de jornadas.

Señala que tres de cada 10 colaboradores quieren y valoran una oferta de trabajo en la que se tengan más días de salud mental para evitar el agotamiento, beneficios que llevan al 49 por ciento de los trabajadores a cambiar de trabajo a lugares que ofrezcan estas prácticas. 

“Todo apunta a que sea a partir de políticas de flexibilización, dentro de las organizaciones o que las autoridades regulen en la materia, es posible que veamos en el mediano y largo plazo en Latinoamérica este tipo de jornadas de trabajo”, concluyó Alberto Alesi.

Lee: Tres de cada 10 empresas en la Ciudad de México se quedan en home office

Trends