:)

Negocios

Aumenta la venta de casas en Xalapa (Veracruz), pero a precios elevados

Hay departamentos de 290 mil y las casas más baratas están en 650 mil pesos

Published

on

Foto: René Corrales

XALAPA, Veracruz. Aunque en la ciudad hay una amplia oferta de casas, no hay demanda, por lo que los precios varían de entre los 290 mil por un departamento en la unidad habitacional Fovissste hasta los 500 mil pesos por uno nuevo en el fraccionamiento Valle Real, Emiliano Zapata.

Los departamentos sencillos se cotizan entre 390 y 410 mil pesos y María de Lourdes Vázquez, quien adquirió un departamento de dos recámaras en el fraccionamiento Las Cascadas, dijo que éste aún le costó 385 mil pesos, pero que los más recientes han aumentado hasta a 410 mil pesos, sin acabados.

Sin embargo si de casas se trata, los precios oscilan entre 650 mil de dos recámaras y un baño, mientras que las de tres recámaras con un baño y un espacio para guardar auto se eleva a los 800 o 950 mil, aunque el costo tiene mucho que ver con la zona y sus servicios, dijo a su vez el arquitecto Luis Ángel Rivera, quien compra y vende casas, las remodela y ofrece en venta.

Lee: La venta de vivienda usada gana terreno a la de casas nuevas en Baja California

Explicó que las casas nuevas con dos recámaras, dos baños y cochera para dos autos elevan su precio hasta a un millón 400 mil pesos, sin importar si la calle está pavimentada, porque aquí lo que vende es que que son nuevas y cuentan con acabados de calidad.

El arquitecto señaló que cada vez hay menos terrenos en Xalapa, aunque se las han ingeniado para que la colocación de las viviendas les permita optimizar y donde regularmente cabía una, ahora se construyen dos de cuatro o cinco metros de frente, antes eran de siete metros.

Posteriormente, añadió, se bajó a seis metros de frente y actualmente tienen cinco metros, se han optimizado los espacios, se les deja su cochera y una pequeña área verde, lo que las hace más atractivas a la vista.

Ricardo González León, quien pretendía adquirir un departamento en Valle Real, explicó que éste costaba alrededor de 400 mil pesos, pero si quería acabados de azulejo en el baño, la cocina, y puertas de madera, el precio se elevaba por más de 90 mil pesos, por lo que desistió.

Dijo que por casi 500 mil pesos, mejor buscaría una casa en alguna colonia de Xalapa, donde se pueden encontrar de entre 400 mil y 600 mil pesos.

El problema es que al no contar con el dinero suficiente pretendió hacerlo a través de un crédito, sin embargo el precio le pareció muy elevado, porque su crédito no llega a los 400 mil pesos.

Lee: Trabajadores abandonan sus viviendas por falta de empleo para pagar créditos San Juan del Río

Las casas de dos recámaras y dos baños, con cochera van de un millón 200 mil hasta un millón 400 mil pesos, pero las hay de un millón 105 mil pesos de tres recámaras y dos baños, y de cuatro recámaras y dos baños en un millón 500 mil pesos y de ahí suben a un millón 900 mil y entre cinco y seis millones de pesos en zonas más exclusivas, dijo el arquitecto.

Luis Ángel Rivera aclaró no obstante que la pandemia ha obligado a algunas familias a vender una propiedad si es que tenían dos o tres en precios accesibles que no se hubieran pensado antes de febrero de 2020.

El exinvestigador de la Universidad Veracruzana, Jesús Martínez Cruz, detalló que entre 10 y 12 por ciento pudo aumentar los precios de las casas de interés social en autoconstrucción debido a que ya no la producen los desarrolladores porque no hay créditos de Infonavit ni de Fovissste.

Además, el costo del suelo, que representa 30 por ciento, es otro de los factores que han incidido en el incremento en el precio de las viviendas, así como de los materiales de construcción.

El alto costo de los terrenos ha inhibido la compra de los desarrolladores, quienes también sufren la falta de permisos de suelos debido al abastecimiento del agua, añadió el también expresidente de la Asociación de Constructores de Veracruz AC (Acevac).

Sobre los desarrollos habitacionales que se hacen actualmente, comentó que quienes los hacen pudieron haber adquirido los terrenos hace más de dos años porque actualmente hay una restricción administrativa que hace casi imposible obtener los permisos de uso de suelo.

Expuso que quienes construyen no son desarrolladores sino particulares y aunque se podría pensar que los prototipos son iguales, la verdad es que no representan una alternativa porque la calidad no es la más alta, ya que se utilizan materiales económicos.

Celia Gayosso | Diario de Xalapa