:)

CDMX

El dinero para rehabilitar unidades habitacionales es insuficiente en la Ciudad de México: Prosoc

Published

on

Dinero para rehabilitar unidades habitacionales es insuficiente: Prosoc

El presupuesto destinado a dar mantenimiento y rehabilitar unidades habitacionales de interés social en la Ciudad de México, no fue ejercido en su totalidad por la Procuraduría Social (Prosoc) en 2021, sin embargo, asegura que ese dinero le es “insuficiente”.

De acuerdo con la Evaluación Interna 2022 de los Programas Sociales de la capital, el año pasado la Prosoc recibió un presupuesto de 240 millones de pesos para operar el Programa para el Bienestar en Unidades Habitacionales (RIPUH) de los que ejerció 206 millones 18 mil 502 pesos.

Lee: A pesar de la inflación, mexicanos piensan en un crédito para la adquisición de una vivienda: Infonavit

“El recurso que se otorga, nunca es suficiente, esto debido a que carecen en su mayoría de mantenimiento, el recurso en todo caso tendría que seguir aumentando cada cierta cantidad de tiempo, debido al aumento de costos en materiales, así como el crecimiento de este tipo de inmuebles parece insuficiente, pero es necesario para poder atender a la vivienda digna, esto a su vez, sería más fácil generar el padrón de beneficiarios”, indica el documento.

El programa fue creado en 2001 y empezó con un monto de ayuda de 400 pesos en todas las alcaldías de la Ciudad de México, excepto Milpa Alta, ya que no tiene viviendas de interés social. En estos años la demarcación Cuauhtémoc ha sido la más beneficiada con los proyectos, así como Venustiano Carranza, Iztapalapa y Álvaro Obregón.

Las acciones de mejora son propuestas mediante asambleas vecinales de cada unidad habitacional, en coordinación con la Prosoc, para iniciar las contrataciones respectivas y realizar los trabajos.

El mantenimiento a unidades habitacionales de la ciudad puede constar desde pintura e impermeabilización, calles y andadores, infraestructura hidráulica y sanitaria, equipamiento urbano al interior de las unidades habitacionales, reparación de estructuras, instalación de sistemas de seguridad, reparación de infraestructura eléctrica y de gas y sustitución de herrería.

Desde 2019 el programa opera con 240 millones de pesos, con el fin de ejecutar trabajos de mejora en unidades habitacionales con más de 18 años de antigüedad, así como inmuebles que fueron afectados durante el sismo de 1985; sin embargo, en los últimos años ha disminuido el número de inmuebles y viviendas beneficiadas, a pesar de contar con los mismos recursos.

De acuerdo con el informe de Evaluación Interna, en 2019 fueron atendidas 836 unidades habitacionales, con las que beneficiaron a 91 mil 656 viviendas; en tanto, en 2021, fueron rehabilitadas un total de 545 unidades, que beneficiaron a 87 mil 740 viviendas.

“En el Padrón de Beneficiarios del Programa para el Bienestar en Unidades Habitacionales (RIPUH), se beneficiaron a 545 Unidades Habitacionales, y un total de 87 mil 740 viviendas, por lo cual se superó la meta establecida en número de viviendas (80 mil), pero no en unidades habitacionales (850), definiendo el avance con nuestros valores e indicadores”, señala el apartado de población beneficiada.

Aabye Vargas | El Sol de México

Te recomendamos: El sector de la vivienda en México ha olvidado a la población de bajo ingreso

Trends