:)

Inteligencia Artificial

¡México llega al espacio! Lanzan con éxito un nanosatélite desarrollado por la UNAM

La Agencia India de Investigación Espacial fue la encargada de poner en órbita al nanosatélite NanoConnect-2

Published

on

El aparato es parte de una serie de satélites llamada NanoConnect. / Foto: CITNOVA

La madrugada del domingo 28 de febrero, la UNAM abrió un nuevo capítulo en su historia con el lanzamiento del nanosatélite NanoConnect-2, desarrollado por expertos del Instituto de Ciencias Nucleares (ICN), el cual fue colocado a 504 kilómetros de la superficie terrestre por la Agencia India de Investigación Espacial (ISRO).

Gustavo Adolfo Medina Tanco, líder del proyecto y director del Laboratorio de Instrumentación Espacial LINX, del ICN, explicó que este equipo, que mide 20x10x10 centímetros, es parte de una serie de nanosatélites en los cuales trabajan desde 2017.

“El satélite es 100 por ciento mexicano en su tecnología, diseños, concepción; ha sido hecho por iniciativa nuestra, con nuestros estudiantes”, explicó sobre el nanosatélite.

Lee: El tamaulipeco que participó en la misión Apolo 8 fallece por Covid-19

El equipo partió desde la base del Satish Dhawan Space Center, en Sriharikota, a bordo del Polar Satellite Launch Vehicle (PSLV)-C51.

A primera hora del domingo 28 de febrero del 2021, se realizó la separación del nanosatélite para luego dar inicio a su viaje alrededor del planeta en una órbita circular polar.

El objetivo del NanoConnect-2 es probar que cada instrumento que conforma el equipo funciona correctamente en el espacio. Es decir, las computadoras de vuelo, los sistemas de monitoreo, potencia, telecomunicaciones y los que están en tierra; así como las estructuras mecánicas.

Los datos que permitirán a los expertos universitarios saber si los sistemas funcionan correctamente llegarán a la Estación Terrena, ubicada en las instalaciones del ICN en Ciudad Universitaria.

“También pretendemos probar la capacidad de ese satélite para prestar servicios para una carga útil y, para ello, contamos con una empresa americana que produce antenas de altísima tecnología, un ancho de banda muy, muy grande.

El equipo trabajará con nuestros sistemas de comunicación, pero en algunos momentos pasará a usar este sistema externo, de manera de comparar la eficiencia de esa nueva antena”, precisó el científico.

México se posiciona en el sector espacial

El aparato es parte de una serie de nanosatélites llamada NanoConnect los cuales ofrecen herramientas de tecnología que permitirán posicionar a México como un actor en el sector espacial en el desarrollo de instrumentos y aplicaciones para órbitas bajas.

Los equipos fueron diseñados y fabricados por LINX, en coordinación con el gobierno de Hidalgo.

Lee: En dos semanas reactivan un proyecto para detectar sismos y tsunamis en la costa del Pacífico mexicano

“Es una demostración muy práctica y efectiva de la capacidad de la UNAM de generar sinergia con actores externos, podemos decir, de triple hélice. La UNAM con su experiencia y conocimiento; el gobierno de Hidalgo con su capacidad logística y también hay empresarios”, destacó Medina Tanco.

El primero de esta serie fue NanoConnet-1, el cual realizó en noviembre de 2017 un vuelo suborbital utilizando la plataforma estratosférica ATON de LINX, operada desde Pachuca; validó que las tecnologías desarrolladas en la UNAM son funcionales y sirvieron de base para la construcción del nanosatélite que fue lanzando este día.

En tres o seis meses, el nanosatélite NanoConnect-2 podría completar la misión de validación de equipos y la prueba de la referida antena, por lo que se espera continúe su labor algunos años hasta que sea atraído a la superficie terrestre.

El investigador informó que también se avanza en la fabricación de NanoConnect-3, el diseño de NanoConnect-4 y, posteriormente, se trabajará en una nueva serie de nanosatélites.

Fernanda Avila |Organización Editorial Mexicana