:)

Sonora

Una empresa con operaciones en Sonora ilumina los partidos de futbol americano en Los Ángeles y Las Vegas

Published

on

Ubicada en Nogales, Sonora, la empresa de electrificación y automatización, ABB ha instalado los transformadores del SoFi Stadium de Los Ángeles y el Allegiant Stadium de Las Vegas, así como en parques eólicos en Asia, Europa y naciones como Australia.

Desde hace poco más de cinco décadas, la firma ha ido actualizando su tecnología, mejorando su eficiencia, con productos manufacturados con las mejores prácticas de calidad y con iniciativas de seguridad laboral, en beneficio de sus empleados y sus clientes.

Héctor Cepeda, gerente de Planta en la instalación, recordó que en 2004 comenzó a manufacturar transformadores de tipo seco para instalaciones residenciales y de servicios y en 2018 se convirtió en parte del portafolio de instalaciones propiedad de ABB en el país, a fin de proveer soluciones para gestión de energía de media tensión, y donde hoy laboran alrededor de 300 colaboradores.

Lee: Diego Sinhue Rodríguez pide a The H-J Family of Companies construir una fábrica transformadores en Guanajuato

Destacó que desde 2014 los transformadores están sujetos a las regulaciones del Departamento de Energía de Estados Unidos, por lo que tiene una eficiencia de más del 99 por ciento, por lo que menos del uno por ciento de la energía que pasa por ellos se pierde en forma de calor.

Cepeda también subrayó que la planta de ABB en Nogales busca que sus productos sean manufacturados con las mejores prácticas de calidad y laborales, por lo que se ha hecho acreedora a una serie de certificaciones como ISO 9000 para procesos de gestión de calidad, ISO 14000 sobre temas de gestión ambiental e ISO 45000 sobre salud ocupacional e ISO 50000 sobre manejo de energía.

Respecto a las iniciativas de seguridad laboral, abundó, ABB ha invertido en mejorar la ergonomía de las estaciones de trabajo para disminuir el estrés físico derivado de su manipulación durante el proceso productivo, pues los transformadores pueden pesar entre 50 y 100 kilos, y su manipulación requiere cuidado por parte del personal en las áreas de ensamblaje y distribución.

Resaltó que como medida adicional para certificar las políticas laborales de la empresa, la planta ABB en Nogales obtuvo el distintivo Great Place To Work, y trabaja continuamente con programas como Abriendo Espacios, que habilitan la colaboración en la empresa de personas con Síndrome de Down o que padecen alguna discapacidad auditiva.

Además, la instalación de ABB en Nogales mantiene mecanismos de colaboración con instituciones educativas y técnicas como el Conalep, lo que permite a estudiantes realizar prácticas profesionales, y así establecer un vínculo académico con los jóvenes de la región y vislumbrar potenciales nuevos colaboradores de la empresa, agregó.

Trends