:)

Política

Incertidumbre en Sonora por éxodo de migrantes

Published

on

Por Marcelo Beyliss

HERMOSILLO, Sonora.- Ante el importante arribo de migrantes a esta entidad, autoridades y voluntarios denuncian que hay incertidumbre porque pocos les ha ayudado y nadie ha destinado recursos para atender este fenómeno.

En entrevista con Cobertura 360, la activista María Engracia Robles —quien diariamente atiende a alrededor de 200 migrantes en un comedor en Nogales— afirma que las autoridades federales lo que más hacen, es ofrecer “un lonchecito a los deportados”. 

A tan solo 588 kilómetros de frontera con Arizona y Nuevo México, Sonora se convierte en un corredor natural para aquellos aspirantes —indocumentados y migrantes centroamericanos— que buscan internarse a los Estados Unidos a través de nuestro país.

El flujo de personas por el territorio sonorense es constante y peligroso, ya que se exponen a temperaturas que rebasan los 50 grados en el termómetro en esta época del año, advierten.

Tan solo en el municipio de San Luis Río Colorado, limítrofe con San Luis Arizona, se vive preocupación porque las autoridades federales anunciaron que será una de las fronteras por donde las autoridades migratorias de los Estados Unidos deportarán a personas originarias de Centroamérica y que esperan asilo político o visas humanitarias.

Grave preocupación de las autoridades mexicanas

El alcalde de esa localidad sonorense, Santos González Yescas (Morena), advirtió que no se encuentran preparados para una eventualidad en la que numerosos grupos arriben a esa comunidad, ya que afirmó “tienen capacidad para atender a un máximo de 200 personas en sus albergues”.

Entrevistado por Cobertura 360, el funcionario mexicano relató que “el éxodo que está programado, no se ha presentado en San Luis Río Colorado porque aún no ha habido redadas en Arizona o el sur de California; pero esperamos que pueda ser en agosto”.

“No hay certeza de lo que pueda pasar, pero ya tuve una reunión con el titular del Instituto Nacional de Migración (INM) en Sonora, Julio Navarro, y los cónsules de México en Arizona y todavía no puede definirse fechas, ni en qué cantidad podrían llegar a esta ciudad (…) tampoco se ha definido el apoyo que recibiremos, tenemos la casa del migrante y otros dos albergues, pero muy pequeños”, dijo.

González Yescas señaló que el INM, que depende de la Secretaría de Gobernación (Segob) se comprometió a sufragar los gastos para rentar naves industriales que se habilitarían como albergues para migrantes.

“Pero hay otro asunto, el de salud, tenemos que estar plenamente organizados para que ellos no se enfermen y que la gente de San Luis Río Colorado no se enferme”, expresó.

En Nogales piden apoyo

La coordinadora del comedor para migrantes de la Iniciativa Kino, María Engracia Robles, dijo a este medios de comunicación, que existe temor de que se incremente el flujo de migrantes porque no hay capacidad para atenderse a más personas.

“Hasta la fecha el Gobierno no atiende a los deportados, siempre somos personas de iniciativa privada, gente de la Iglesia, el gobierno hace lo mínimo, alguna que otra vez le da un lonchecito, pero fuera de eso no hace nada”, indicó.

La activista mencionó que “la ciudadanía está cansada, no tenemos infraestructura ni economía para atender a tanta gente y tantas necesidades”.

jvr.