:)

Máquinas

México usa drones para evitar que la plaga de langosta devore cultivos

Los técnicos con la ayuda de drones y tecnología encontraron que 11 mil 642 hectáreas estaban afectadas por la langosta en México

Published

on

Las plagas de langostas son capaces de devorar 100 toneladas de alimento verde en un solo día.

Las plagas de langosta son tan antiguas como la humanidad, pese a que su existencia es parte de la biodiversidad necesaria en el planeta. La transformación de esos insectos en gigantescos enjambres suponen un alto riesgo de hambre y pobreza para amplias regiones de México y Centroamérica golpeadas por la pandemia de coronavirus (Covid-19).

El gobierno de México anunció que invierte 25 millones de pesos en el control de la langosta centroamericana que hoy ataca en El Salvador, Nicaragua y Guatemala, informó la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader).

La campaña fitosanitaria de manera permanente se aplica en los estados de Campeche, Chiapas, Hidalgo, Oaxaca, Quintana Roo, San Luis Potosí, Tabasco, Tamaulipas, Veracruz y Yucatán.

La plaga es muy difícil de controlar, según expertos. En países como Argentina ingresó en mayo de 2020 y todavía no han podido erradicarla.

También es “muy agresiva” y su dieta es muy variada: es capaz de comer más de 400 especies de plantas y, en su voracidad, pueden llegar a consumir hasta 100 toneladas de alimento por día.

Lee: El Salvador ataca con drones a la plaga de langostas por devorarse los cultivos de granos

Una manga de langostas de 10 kilómetros cuadrados equivale a 350 mil personas comiendo, según explican los expertos.

Estos insectos tienen la capacidad de emigrar hasta 150 kilómetros diarios y consumir hasta el 100 por ciento de su peso en material fresco, unas 400 especies de plantas.

Honduras, un país más forestal que sus vecinos, no está inminentemente amenazado, salvo si se forma una manga.

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, advirtió en su cuenta de Twitter que: “Esta plaga está tocando nuestra puerta… Necesito un plan para detener esto, mañana, al final del día, en mi escritorio”. El mandatario le pidió ayuda a los ministros de Defensa, Salud y Agricultura para frenar la llegada de la plaga.

La Sader señaló que la langosta centroamericana (Schistocerca piceifrons walker) ha estado en México por siglos y su control es muy importante, ya que se trata de una “especie devastadora de gran escala”. Por si sola puede afectar a más de 400 especies vegetales y devorar 100 toneladas de alimento verde en un solo día.

El Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) de la Sader opera la campaña de control con unos 60 técnicos que en campo realizan acciones de exploración, muestreo y control.

La campaña opera de la siguiente forma: “Se explora para detectar poblaciones en edades tempranas” mediante recorridos de inspección en las áreas donde tradicionalmente se reproduce y crece. Para la ubicación de la langosta se utiliza tecnología, que incluye drones y una aplicación móvil específica.

Posteriormente, si se detecta alguna población “se procede al muestreo con el objetivo de determinar la densidad poblacional promedio de langostas” y, finalmente, se aplica el método de control más adecuado en caso de ser necesario.

La Sader indicó que con estas acciones “cada año se protegen, directa e indirectamente, alrededor de seis millones de hectáreas de cultivos básicos, cultivos industriales y hortalizas”. Todo eso representa 25 por ciento del total de la superficie sembrada a nivel nacional.

De enero a julio de 2020, Senasica ha explorado 153 mil 666 hectáreas para detectar la langosta en en Campeche, Chiapas, Oaxaca, San Luis Potosí, Tabasco, Veracruz y Yucatán. Los técnicos con la ayuda de drones y tecnología encontraron que 11 mil 642 hectáreas estaban afectadas por la langosta, por lo que aplicaron medidas de control en 2 mil 348 hectáreas.

Lee: La plaga de langosta se convierte en una amenaza para los campesinos de El Salvador

En la región Huasteca, donde confluyen los estados de Veracruz, San Luis Potosí y Tamaulipas se detectó la plaga en fase juvenil con densidades de 37 a 70 adultos por cada 100 metros cuadrados.

Este brote es combatido por los técnicos de la Sader en una superficie de 465 hectáreas, mediante aspersiones de productos amigables con el medio ambiente, a base de hongos tóxicos para ese tipo de insectos.

En los últimos días han circulado en redes sociales videos y noticias en las que se alerta sobre la llegada a México de la langosta del desierto (Schistocerca gregaria) y de la langosta sudamericana (Schistocerca cancellata).