:)

Seguridad

Grupo México derrama ácido al Mar de Cortés

Published

on

Por Astrid Arellano

Grupo México derramó tres mil litros de ácido sulfúrico en el Mar de Cortés, dentro de las instalaciones de la Administración Portuaria Integral de Guaymas (Apiguay), donde, además, tres trabajadores resultaron con quemaduras.

A pesar de que empleados de Apiguay y de Grupo México negaron los hechos, se mantuvieron herméticos, y, posteriormente desestimaron las afectaciones a través de un comunicado, los detalles fueron revelados por los medios de comunicación locales. 

De acuerdo con sus registros informativos, la empresa no permitió el ingreso de Bomberos, Cruz Roja, Protección Civil ni elementos policiales, mientras que, extraoficialmente, se tuvo conocimiento de que los empleados afectados fueron trasladados en vehículos particulares para recibir atención médica privada. 

Más tarde, el diputado local Carlos Navarrete confirmaría estos casos.

Aún cuando Grupo México sostuvo que por la falla de una válvula ocurrió la “liberación” de tres metros cúbicos de ácido sulfúrico, los reportes mediáticos indicaron que la fuga fue mucho más intensa e incluso circuló un video que muestra cómo se vacía un tubo a presión sobre el mar, donde visiblemente se aprecia una columna de humo blanco que emerge del agua.

Metalúrgica de Cobre S.A. de C.V. -filial de la empresa minera- escribió en su comunicado que los hechos ocurrieron alrededor de las 15:00 horas del martes 9 de julio, tras un fallo en el tanque que recibe las purgas de las líneas de embarque.

“Afortunadamente no generó ningún daño a persona alguna, se aplicaron de inmediato medidas de atención y la situación se controló rápidamente”, sostuvo el comunicado firmado por Carlos F. Lozada Almada, director de comunicación de Grupo México.

Luego se excusó notificando que se dio aviso a la Apiguay y a la Marina, quien finalmente determinó que no había riesgo, por lo que no activaron un plan de emergencia. 

“(La Marina) estuvo presente en el lugar de los hechos, tras evaluar el sitio y constatar que la situación estaba controlada, determinaron que no era necesario activar el plan de emergencia”, y continuó, “hemos estado en comunicación con la autoridad ambiental y continuaremos haciéndolo hasta la conclusión de las medidas necesarias para atender integralmente, dando aviso formal a las autoridades correspondientes”.

Carlos F. Lozada Almada, director de comunicación de Grupo México

Esta no es la primera ocasión que Grupo México comete un derrame en Sonora, pues el 6 de agosto de 2014 provocó la peor tragedia ambiental del país cuando la mina Buena Vista del Cobre vertió y contaminó el cauce de los ríos Sonora y Bacanuchi con 40 mil metros cúbicos de desechos tóxicos.

Niquel, fierro, cobre, cadmio, manganeso y aluminio, son algunos de los metales pesados que se esparcieron por los afluentes. 

Casi cinco años después, los pobladores de Arizpe, Aconchi, Banámichi, Baviácora, Huépac, San Felipe de Jesús y Ures, viven los estragos de salud, los daños al ecosistema y el cese de sus actividades económicas, pues sus tierras y animales que les daban sustento, alimentados por los ríos, se contaminaron.

Esta mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que este derrame ya es investigado por autoridades de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), quien evalúa los daños.

jvr.

Trends