:)

Política

Los Coyotes cobran más caro por cruzar a los migrantes hondureños por el río Suchiate

Una mujer integrante de los coyotes, le ha pedido a Nohemí N, 150 quetzales (370 pesos), para guiarla desde Tecún Umán hasta Ciudad Hidalgo

Published

on

Varios grupos han logrado ingresar a territorio chiapaneco. / Foto: Cuartoscuro

TAPACHULA, Chiapas. Noemí N ha tenido que desembolsar el poco dinero que traía desde Colón, departamento en Honduras, para poder cruzar por el río Suchiate e internarse a México, en el que tuvo que pagarle a un coyote (personas que se dedican a pasar migrantes de manera ilegal).

Una mujer de la cual no sabe su nombre, le ha pedido 150 quetzales ( unos 370 pesos), para guiarla desde Tecún Umán hasta los primeros resquicios de tierra en Ciudad Hidalgo, Chiapas.

Ha sido un gran negocio para la supuesta trabajadora del departamento de Migración en Guatemala.

Lee: Autoridades de Guatemala buscan a más de tres mil migrantes de Honduras

El grupo de 12 hondureños ha pagado a los coyotes cada uno esta cantidad. Es decir, la desconocida se ha llevado al bolso alrededor de 4 mil 440 pesos por llevarlos sin ninguna garantía de un país a otro.

“Hemos cruzado a la medianoche, nos fuimos a terrenos por allí de Ayutla, del peque caminamos como media hora y después nos metimos entre el monte, cruzamos el río, tuvimos que mojarnos los pies pero cruzamos, a oscuras, cuando vimos ya estábamos en México”, relató la madre de dos pequeños.

El “paso hormiga“ de migrantes persiste en la frontera sur de México. Varios grupos han logrado ingresar a territorio chiapaneco con ayuda de los coyotes.

El grupo de Noemí ahora descansa afuera de las oficinas de la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados (Comar), sin comida, pero a la espera de poder encontrar una oportunidad de vida.

“Ya estamos en México, ahora solo esperemos que podamos encontrar trabajo o una casa pues vivir todos, yo estoy aquí por mis hijos para que puedan vivir”, añadió.

La mujer de 24 años marcha en luto por Tapachula. Su esposo fue asesinado por una rencilla en Honduras, de eso algunos meses.

Como Noemí y su grupo, en el que viaja uno de sus hermanos, varios contingentes pequeños permanecen en esta ciudad fronteriza, a la espera de oportunidades y no ser detectados por elementos del Instituto Nacional de Migración (INM).

Lee: Autoridades de Guatemala buscan a más de tres mil migrantes de Honduras

Guatemala y México siguen a la caza de estos grupos que lograron desprenderse de la caravana, otros que llegaron sin integrarse a este enorme grupo que salió de San Pedro Sula el pasado 15 de enero y que lograron cruzar con ayuda de coyotes.

En Chiapas, pequeños grupos ha avanzado por caminos de extravío y algunos otros han sido vistos en colonias de Tapachula, tras burlar los cercos militares, algunos con ayuda de los coyotes.

Lee: Guatemala lamenta la transgresión a su soberanía por parte de los migrantes de Honduras

Eduardo Torres |Organización Editorial Mexicana