:)

Inclasificables

Alistan la expropiación de 109 hectáreas de terreno para el Aeropuerto Internacional de Santa Lucía

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) una declaratoria para expropiar 109 hectáreas de terrenos aledaños a la zona donde se construye el nuevo Aeropuerto Internacional Civil y Militar “General Felipe Ángeles”, en Santa Lucía, Estado de México.

Published

on

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) una declaratoria para expropiar 109 hectáreas de terrenos aledaños a la zona donde se construye el nuevo Aeropuerto Internacional Civil y Militar “General Felipe Ángeles”, en Santa Lucía, Estado de México.

Sin embargo y al menos en el municipio de Nextlalpan, ejidatarios desconocen la existencia del documento de expropiación y señalan que no han sido notificados por la dependencia sobre esta declaratoria de causa de utilidad pública.

Juan Rivero dijo que al igual que varios ejidatarios, quiere vender sus terrenos ubicados a un costado de la barda perimetral de la nueva terminal aérea. “De esa barda no van a pasar esos canijos”, afirmó mientras señalaba el muro perimetral que divide sus tierras de la base aérea.

Refirió que en toda la franja de tierras que corre paralela al muro, un grupo de empresarios japoneses comenzarán en próximos días la construcción de un corredor industrial, así como hoteles, pues –aseguró- existe un acuerdo de compra-venta.

Lee: Dejan sin sus quincenas a 4 mil trabajadores de la Salud en Veracruz

La declaratoria firmada por el titular de la Sedena, Luis Cresencio Sandoval, indica que la superficie a expropiar se conforma por terrenos de propiedad privada pertenecientes a los ejidos de Santiago Atocan, San Lucas Xoloc y Xaltocan, en los municipios de Nextlalpan, Zumpango y Tecámac.

Además, incluye una franja de 427 mil 314 metros cuadrados, un polígono de 341 mil 387 metros cuadrados y una superficie adicional de 16 mil 41 metros cuadrados, todos ubicados en Nextlalpan.

En total, se trata de una superficie de 109 hectáreas, equivalentes a un millón 90 mil metros cuadrados.

La Sedena precisa en el DOF que “los bienes inmuebles que se pretenden adquirir, tienen la naturaleza jurídica de propiedad privada y son los más apropiados e idóneos para la construcción y el funcionamiento integral del Aeropuerto Internacional Civil y Militar ‘General Felipe Ángeles’”.

Ello, toda vez que los terrenos reúnen las características específicas que se requieren para este tipo de infraestructura”.

Afirma que la superficie a expropiar es necesaria para el funcionamiento integral del aeropuerto, porque permitirá contar con un espacio de terreno para el amortiguamiento acústico, de seguridad, infraestructura aeroportuaria, servicios complementarios y de interconexión, así como para su futuro crecimiento y expansión.

Indica también que la idoneidad de los predios se sustenta en la necesidad de aprovechar e integrar en un mismo proyecto las instalaciones militares y la aviación civil.

Considera que se trata de “un asunto de seguridad nacional”, toda vez que en el aeropuerto se localizarán las principales instalaciones logísticas de la Fuerza Aérea Mexicana y alojará a diversos organismos operativos y de servicio del Ejército, con funciones vitales de mando y control para la defensa aérea estratégica del país.

La administración del presidente Andrés Manuel López Obrador ya había expropiado 128 hectáreas de terrenos ejidales a comuneros de San Miguel Xaltocan, y al menos hasta mediados de 2020 no les había pagado.

El 27 de junio del año pasado, los habitantes del lugar instalaron un plantón en las inmediaciones de la obra para exigir que les pagaran por sus tierras.

Algunos comuneros señalaron entonces que contaban con una mesa directiva que llevaba el asunto, pero que el presidente de la representación falleció y una persona de nombre Juan Paredes Sánchez se autonombró líder y fue quien negoció en su nombre a base de engaños.

Ahora, tras la nueva declaratoria de expropiación publicada ayer, habitantes de Nextlalpan vuelven a desconocerla.

Lee: El programa Sembrando Vida no resuelve los problemas de los campesinos de Guerrero

Nicanor, ejidatario de la comunidad de San Lucas Xoloc, dijo vía telefónica ignorar la publicación. Señaló que los terrenos que la Sedena ocupaba para el aeropuerto civil ya habían sido vendidos por el ejido de San Lucas.

“En caso de que salga un nuevo decreto, perjudicaría a las pequeñas parcelas privadas, a quienes no hayan acordado el precio que deseaban”, explicó.

Por su parte, Juan Rivero sigue vendiendo los terrenos aledaños al aeropuerto. “Yo les consigo terrenos, todavía hay de 200 metros cuadrados, se los pongo desde 300 a 400 mil pesos, con papeles para que no los engañen”.

La Sedena dio un plazo de 15 días hábiles, contados a partir de la segunda publicación de la declaratoria en el DOF, para que los propietarios de los predios manifiesten lo que a su derecho convenga ante la Dirección General de Ingenieros en su calidad de responsable inmobiliario de la dependencia.