:)

Negocios

La reforma a vacaciones es positiva, pero debe ser gradual para micro y pequeñas empresas: Coparmex

Considera necesario adoptar un enfoque desde la productividad

Published

on

Gobierno de Guanajuato vigila que las empresa paguen las utilidades a los trabajadores

La propuesta para aumentar los días vacaciones para los trabajadores que se analiza en el Senado de la República es positiva, aunque su aplicación debe ser gradual entre 2023 y 2024 para las micro y pequeñas empresas para no afectar su operación o poner en riesgo su sustentabilidad financiera.

Así lo planteó la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) sugirió que la aplicación de esta reforma que dignifica a los trabajadores y que busca que el periodo vacacional se incremente, sea progresiva para que en 2023 se otorguen nueve días y 12 para 2024.

“Estamos convencidos que las personas deben estar en el centro de la toma de decisiones, es por ello que las empresas socias de la Confederación, sobre todo las medianas y grandes, ya otorgan actualmente más vacaciones y prima vacacional que las establecidas en la Ley Federal del Trabajo”, expresó.

Lee: Conoce los riesgos de no disfrutar de tus vacaciones

Aunque dijo coincidir plenamente con la reforma que pretende alcanzar un equilibrio entre trabajo y descanso, manifestó su preocupación sobre la puesta en marcha en las micro y las pequeñas empresas del país, cuya base laboral es en promedio de 10 colaboradores.

En México, refirió, trabajamos 23 por ciento más horas que el promedio de los países de la OCDE, pero somos menos productivos; esto quiere decir, que no por trabajar más se generan más bienes o conocimiento, mejores servicios o mayor riqueza que distribuir, por ello esta propuesta es positiva, pues tiene un enfoque en lograr una mayor productividad en el país.

La Coparmex subrayó que trabajar más hora no hace a una persona más productiva, sino mejorar la calidad del trabajo y la calidad de vida, lo cual se logra al dar a los colaboradores el tiempo necesario para su descanso y la convivencia con su familia.

“Nos parece preocupante, que de acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el estrés laboral que puede ocasionar el exceso de trabajo o la falta de vacaciones, provoca pérdidas de entre cuatro y seis por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) a nivel nacional”, mencionó.

Expuso que bajo la regulación actual, un trabajador en México debe pasar 45 años continuos trabajando en una misma empresa para igualar el periodo vacacional al que tiene derecho la fuerza laboral de Panamá o Nicaragua, o bien destinar 10 años de la vida laboral en una sola compañía para equiparar el mínimo legal en Chile, Colombia, Ecuador, Venezuela o Bolivia.

El organismo patronal mencionó que según el World Policy Analysis Center, México se ubica como una de las economías con menos días de descanso para los trabajadores comparándose con países africanos como Nigeria o Uganda o con países asiáticos como Brunei, China, Filipinas, Malasia o Tailandia, que conforman el grupo de economías con menos de nueve días anuales de vacaciones.

Por ello, enfatizó, vemos como necesaria la reforma para que en México se goce de vacaciones dignas, aunque reiteramos, debemos ser cuidadosos, sobre todo, porque podría poner en riesgo a las micro y pequeñas empresas, que son las que dedican una mayor proporción de sus ingresos a cubrir las prestaciones de ley.

Lee: La reforma laboral también es justicia, pues había opacidad y dilación: Luisa María Alcalde

Para evitar que la reforma genere mayor informalidad, la Coparmex propuso que el periodo de goce ininterrumpido de las vacaciones, se quede en seis días y seis días, y no suba a 12 en una sola exhibición, pues no resulta práctico para todas las empresas y hasta para los mismos trabajadores.

Además, planteó que el inicio de la vigencia sea en 2023, para que las empresas se preparen y no al día siguiente de su publicación tal cual está en el dictamen.

También pidió precisar la forma en que quedarán las vacaciones de los trabajadores que tienen uno, dos y tres años cumplidos en una empresa, y que se establezca en los transitorios que todos los que estén en este supuesto suban a 12 días.

“Esta reforma debe verse como un acto para el desarrollo inclusivo de las y los colaboradores de las empresas y como un importante incentivo para la productividad”, puntualizó.

Trends