:)

Negocios

La falta de contenedores impacta la industria maquiladora y petroquímica de Tamaulipas

El problema que afecta a todos los puertos de la entidad ha llevado a retrasos en la entrega de mercancías

Published

on

Foto: Valdimir Meza

TAMPICO, Tamaulipas. La escasez de contenedores causada por la pandemia de Covid-19 impacta negativamente en la logística del comercio mundial, alcanzando sus efectos a todo Tamaulipas, desde la maquila en la zona fronteriza hasta la industria petroquímica en el sur.

La crisis sanitaria que inició hace dos años en China, hoy genera escasez en producción y movilidad de diversos insumos, productos y materia prima.

Transportistas del sur de Tamaulipas que operan en el puerto de Altamira han sido afectados, pues los clientes enfrentan problemas para encontrar contenedores que les permitan trasladar sus mercancías.

Lee: La 4T invertirá 33 mil mdp en la modernización de aduanas marítimas de México

“Pedidos que se tenían de forma regular se han estado retrasando, por lo tanto, se han tenido que modificar la cadena de abasto, algunos contenedores llegan con atraso de uno o dos meses”, reveló Armando Yussef Martínez, delegado de la Cámara Nacional de Autotransporte de Carga (Canacar).

Derivado de la pandemia actualmente hay desabasto de materias primas y producto terminado “ante los cierres de las plantas, principalmente en Asia, y de los cierres de los puertos que fue lo que detonó el desabasto de contenedores, en China hubo puertos que se cerraron hasta dos meses”.

El retraso es generalizado en las cadenas de logística, en el puerto de Altamira exportadores que mueven carga de partes automotrices o electrodomésticos en este momento batallan para encontrar contenedores vacíos para cargar.

“Si antes la naviera los abastecía con 20 o 30 contenedores a la semana, ahora les da 20 o 15 por la escasez”, dijo Yussef, quien explicó que hay mercancía de exportación que se podía mover por Altamira y ahora se saca por Ensenada que tiene una ruta más directa hacía Asia, “por la falta de contenedores hay una rotación de las rutas logísticas para eficientar los tiempos”.

Un aspecto que también ha impactado a la logística del comercio exterior es el hecho de que los fletes marítimos han registrado un incremento.

“Han subido más de 10 veces del precio que tenían en 2019 en algunas rutas, generado por la falta de contenedores, hemos visto fenómenos en la logística como que las grandes empresas que necesitan abastecerse forzosamente para el fin de año optaron por rentar buques completos para su carga, hablamos de Walmart y Home Depot que rentaron un barco completo, puesto que necesitaban garantizar el abasto de sus productos, eso nunca se había visto” dijo el empresario.

Esta crisis provoca una demora en la cadena de distribución de distintos productos y durante este se dé un aumento en la demanda, ya que los tiempos de reposición son más largos que antes de la pandemia.

Lee: La industria textil guanajuatense padece escasez de su materia prima

“Esto hace que diversos bienes hayan tenido que subir sus precios, encareciendo la cadena de suministro y, por lo tanto, de los precios de los distintos productos”, aseguró Pablo Yáñez, gerente de la empresa de logística Beetrack México.

El ciclo de envío de mercancías se alentó afectando a fabricantes, vendedores y consumidores, ya que 80 por ciento de los bienes que se consumen se transportan vía marítima, por lo que las tarifas de los contenedores tienen una repercusión en el comercio mundial, ya que casi todos los productos manufacturados, incluyendo ropa, medicamentos y alimentos procesados se transportan en contenedores.

“Veremos una escasez de mercancías que se adquieren en supermercados, tiendas y almacenes de cadenas físicas y online, hablamos de alimentos básicos como arroz, trigo o granos, hasta materias primas como textiles, electrodomésticos o partes de ellos, madera, vestidos de todo, ya que literalmente todo se mueve por el transporte de carga marítima por lo que si no hay componentes como chips, filtros de aire, equipos de ventilación, y partes no habrá ni árboles, luces, camiones, autos computadoras, impresoras, servidores y videojuegos, por mencionar algunos”, dijo Yáñez

Recomendó a las empresas crear un stock de sus productos y anticiparse a las ventas de fin de año, “hay que transparentar la información al cliente y sobre todo no trasladar el costo al usuario final, provocado por esta crisis de comercio mundial”.

No solo el sector maquilador de la franja fronteriza enfrenta problemas por la falta de materia prima; ya que al comercio se le ha complicado la adquisición de refacciones y productos diversos.

El presidente de la Confederación Patronal Mexicana (Coparmex) en Matamoros, Carlos González, destacó que algunos giros sufren para conseguir algunos insumos.

“En el área de las refacciones, ha habido escasez; muchas refacciones vienen de China, unas vienen de Estados Unidos y China ha parado la producción y los contenedores que llegan hacia México”, apuntó y destacó que el movimiento de contenedor se ha incrementado.

“Antes traer un contenedor de China hacia México costaba de dos mil 500 a tres mil dólares y hoy se ha elevado de nueve mil dólares a 10 mil dólares”, informó.

El representante empresarial destacó que el Gobierno de México debe intervenir con estrategias que disminuyan el impacto negativo para el sector empresarial fronterizo.

“Si no hay las condiciones idóneas para la inversión, certidumbre jurídica, competencia leal, libre mercado con responsabilidad social, la esperanza en el 2023 es tener los mismos niveles del 2018”, señaló.

Destacó que Coparmex en Matamoros emplea a alrededor de 15 mil trabajadores y la crisis que aumenta podría afectar a todos si no se toman medidas urgentes.

Teresa Macías | El Sol de Tampico