:)

Querétaro

Peligra la producción de cebada por falta de apoyo en Querétaro

Otro de los factores que ponen en riesgo la producción de cebada en al entidad son las condiciones meteorológicas, alertó la Unoceq

Published

on

Este año 2021 solo sembrarán tres mil 800 hectáreas. /Foto: Archivo

QUERÉTARO, Querétaro. La superficie programada para la producción de cebada en San Juan del Río y Pedro Escobedo registró una reducción del 24 por ciento, tras la incertidumbre que ha se ha generado entre los productores cebaderos por la falta de apoyos y condiciones meteorológicas, informó el presidente de la Unión de Organizaciones del Campo del Estado de Querétaro (Unoceq), Francisco Javier Perrusquia Nieves.

El año pasado, dijo que se programaron y sembraron cinco mil hectáreas de cebada entre ambos municipios, sin embargo, en las últimas semanas los integrantes del sector agro decidieron no arriesgarse y tener pérdidas en dichas zonas programando solo tres mil 800 hectáreas.

“La superficie de cebada bajo su cantidad, el año pasado se programaron y sembraron cerca de cinco mil hectáreas y este año solo hay tres mil 800, la inversión en estos cultivos cada vez aumenta más, los apoyos cada vez menos, y sumemos las condiciones climáticas, no ayudan, entonces si esperamos menos producción de cebada este año”, detalló el líder.

Lee: Las heladas ponen en riesgo 100 mil hectáreas de trigo y cebada en Irapuato

El dirigente agrícola aseguró que el campo no solo regional sino queretano ha sufrido grandes cambios en los últimos años, provocando con ello menos superficie de siembra, no solo en este grano, sino en otros más y varias hortalizas.

Aseguró que se seguir esta misma tendencia, en Querétaro en breve se dejará de producir grano más que para consumo animal, ya que, si bien se tienen el abasto alimentario de otros estados, lo que se produce en el estado también es aprovechado por la población.

Lee: La falta de agua pone en jaque a 24 mil agricultores de trigo y cebada de Guanajuato

Santiago de Querétaro es una ciudad del centro de México. Es conocida por su arquitectura colonial española bien conservada, con un sorprendente acueducto de piedra rosa. 

Rosalía Nieves | Organización Editorial Mexicana