:)

El Extranjero

La izquierda de América Latina está de luto por Diego Armando Maradona

Diego Armando Maradona fue admirador de Ernesto El Che Guevara, amigo de Fidel Castro, Hugo Chávez, Evo Morales y Néstor Kirchner

Published

on

Los gobernantes y políticos de izquierda de América Latina dieron una sentida despedida a la leyenda del futbol Diego Armando Maradona, quien falleció de un paro cardiaco. Fue amigo incondicional de Fidel Castro, Hugo Chávez, Nicolás Maduro, Los Kirchner y Evo Morales.

El astro del futbol mundial nunca ocultó su admiración al Che Guevara y su amistad con Fidel, Chávez, Evo y los Kirchner, pero también dejó claro su desacuerdo con el papa Juan Pablo II.

Siempre se mostró a favor del movimiento chavista que hoy enarbola Nicolás Maduro, y que apoyó públicamente. Incluso, Diego Armando Maradona reconoció que guardaba una gran amistad con Hugo Chávez, y elogió su labor tras su muerte en 2013.

Lee: ¡Adiós la magia del 10! Murió el astro argentino Diego Armando Maradona

“Mucha tristeza, nos ha dejado la leyenda del futbol, un hermano y amigo incondicional de Venezuela”, escribió en Twitter el presidente venezolano Maduro. 

“Querido e irreverente ‘Pelusa’, siempre estarás en mi corazón y en mis pensamientos. No tengo palabras en este momento para expresar lo que siento. ¡Hasta siempre Pibe de América!”, añadió el mandatario socialista, heredero político de Chávez.

Diego Armando Maradona fue invitado varias veces a Caracas por Chávez (1999-2013) y consideraba como su “segundo padre” a Fidel Castro, quien también murió un 25 de noviembre.

La relación entre el número 10 de la selección de Argentina y Cuba fue también muy estrecha. No sólo idolatraba al Che Guevara, sino que guardaba una amistad cercana con Fidel Castro, al que llegó a llamar “segundo papá”.

De hecho, en Cuba comenzó su desintoxicación de las drogas, y se convirtió en un lugar de peregrinaje donde volvía año tras año a ver a su amigo Fidel (quien murió hace cuatro años en la misma fecha). Defendió sus ideas y siempre se mostró en contra de Estados Unidos.

“La muerte de Diego Armando Maradona nos golpea justo un 25 de noviembre. Su amistad con #Cuba y en especial con Fidel, lo hicieron parte de este pueblo. El mundo llora al ser humano, al futbolista, al amigo. Transmitimos nuestras más sentidas condolencias a sus familiares y al pueblo argentino”, dijo en Twitter el canciller cubano Bruno Rodríguez.

Bolivia es otro de los países predilectos de Maradona. Allí fue condecorado por su apoyo a movimientos sociales. Respaldó la política de esta nación como lo hizo con Cuba y Venezuela. Colocó a Evo Morales como un político “de las grandes ligas”.

Nunca ocultó su apoyo a los Kirchner y respaldó las decisiones de los dos dirigentes argentinos. Primero a Néstor y después a Cristina, quien lamentó su profunda partida. “Mucha tristeza, se fue un grande”.

Lee: Amamos a Argentina y a Diego Armando Maradona, dice Maduro

Siempre reconoció ser una muy creyente. Sin embargo, no salió muy contento de su primera visita al Vaticano. En una de su autobiografía “Yo soy Diego”, se despachó en contra del Papa Juan Pablo II, al que llegó a llamar “hijo de p…”. El astro quedó impresionado por la cantidad de oro que vio en su visita a la Santa Sede.

Mientras, el presidente de Argentina, Alberto Fernández, expresó que siente “mucha tristeza” por la muerte de Maradona y anunció que su gobierno decretará tres días de duelo nacional.

“Se nos va otro gigante”, afirmó en un comunicado el gobierno del presidente nicaragüense Daniel Ortega, comparando a Maradona con Castro.

Ortega se declaró “conmovido” por la “fatal noticia” de la muerte de Diego Armando Maradona, a quien llamó “irreverente Diego”, “militante excelso” y “hermano infinito de los pueblos del mundo”.

De su lado, el ex presidente boliviano Evo Morales, quien llegó a disputar un partido amistoso con Maradona en La Paz, a mil 600 m de altitud, lamentó la muerte de su “hermano”.

“Con un dolor en el alma me he enterado de la muerte de mi hermano, Diego Armando Maradona. Una persona que sentía y luchaba por los humildes, el mejor jugador de fútbol del mundo”, dijo Morales en un tuit.

El flamante presidente boliviano, Luis Arce, lamentó también el fallecimiento del astro argentino.