:)

Yucatán

Mi hijo menor ya sabe que la construcción del Tren Maya no destruirá la selva: AMLO

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador dice que los ambientalistas nunca denunciaron la devastación de la selva en la Península de Yucatán

Published

on

Jesús Ernesto es el hijo menor del presidente de la República.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador afirmó que ya le explicó a su hijo menor Jesús Ernesto López Gutiérrez que la construcción del Tren Maya no destruirá la selva de la Península de Yucatán.

“Ya casi no hay selva tropical en el país, porque se devastó. Eso no lo vieron los ambientalistas, solo quedan pequeñas en zonas arqueológicas en donde hay selva”, declaró el fundador de Morena.

“El que no tiene una idea de esto, piensa que se va a destruir la selva, hasta mi hijo me cuestionó. Es el programa más importante”, expresó el ex presidente del PRD en conferencia de prensa en el Palacio del Ayutamiento de la Ciudad de México.

La jueza del Juzgado Segundo de Distrito de Amparo y Juicios Penales Federales del Estado de Chiapas concedió una suspensión, que impide los trabajos de construcción del Tren Maya en el tramo 1, el cual va de Palenque a Escárcega.

La jueza, si bien menciona en su fallo el efecto ecológico y los derechos de la comunidad indígena que se verían afectados, señala justamente los riesgos de salud que implica una obra en construcción en medio de una pandemia del Covid-19.

Para la magistrada, la construcción del Tren Maya “colisiona con el derecho a la salud de los quejosos (y también de la colectividad) ante el fenómeno de salud imperante en el país, reconocido a nivel nacional, estatal y municipal, lo cual constituye un hecho notorio, en la medida que en el diverso Acuerdo General de treinta y uno de marzo de dos mil veinte se reconoce la existencia de la pandemia y la necesidad de establecer medidas de distanciamiento personal”.

Lee: Una paraestatal de China construirá el primer tramo del Tren Maya

La jueza otorgó la suspensión de todo trabajo que no sea de mantenimiento en dicho tramo, el cual será construido por el consorcio formado por Mota-Engil México, China Communications Construction Company, Gavil Ingeniería, EYASA y Grupo COSH.

“Si un juez o magistrado nos ordena detener una obra le vamos a hacerle caso, vamos a respetar la autoridad”, manifestó López Obrador.

“Todavía no sabe qué efecto tiene la suspensión ordena por el juez, porque no se origina por donde va a pasar el Tren Maya”, agregó.

“La promoción del amparo no son de los que podrían salir realmente afectados, sino son de organizaciones civiles y esto tiene tinte políticos, además es legítimo, pero son los que no quieren que hagamos nada”, añadió.

“Quisieran que no hiciéramos nada y nos señalaran de que no estamos trabajando, así son estas cosas, pero no se detiene. ¿Cómo procede un amparo para una obra, que se está haciendo en donde hay una vía del tren desde hace 80 años”

Andrés Manuel López Obrador, presidente de la República.

Selva
La selva fue devastada hace varios años, dice Andrés Manuel López Obrador.

El 12 de junio de 2020, el jefe del Ejecutivo señaló que Jesús Ernesto le cuestionó sobre el Tren Maya y la destrucción de la selva para construirlo.

“A ver papá, cómo está lo del Tren Maya, porque un maestro de biología me dijo que eso no debía hacerse”, relató el mandatario.

El ex jefe de gobierno de la Ciudad de México afirmó que no se hará un trazo nuevo entre la selva para la construcción del Tren Maya, una de las obras más importantes de su administración para detonar la economía en el sureste del país.

“No es hacer un trazo nuevo, es el tren del sureste que se está modernizando y que se van a poner rieles mejores, durmientes y con piedras más resistente”, expresó el jefe del Ejecutivo.

Ya no será el tren de pasajeros y carga, que corría a 80 kilómetros por hora, ahora avanzará a 160 kilómetros por hora entre lo que era la selva, así como será eléctrico en varios de sus tramos, expresó el político tabasqueño.

Lee: El Tren Maya consumirá 160 millones de litros de diésel