:)

Negocios

“En México no hay justicia”: Alonso Ancira, dueño de Altos Hornos de México

Alonso Ancira, dueño de Altos Hornos de México, se negó a ser extraditado a México bajo el argumento de que en el país no hay justicia

Published

on

El dueño de Altos Hornos de México S.A., Alonso Ancira, aseguró que México es un país sin leyes y no tiene garantías para ser juzgado conforme a derecho.

“No hay justicia en México. Acá (en España) se hace justicia y lso felicito. Mantengan eso porque en México ya lo perdimos”, declaró el empresario ante los Magistrados de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional  que decidirán sobre el proceso de extradición a México.

El empresario originario de la Ciudad de México acusó al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador de ser un mitómano.  

 “No es un sujeto que esté en su cordura, no usted señor fiscal, no se vaya a malinterpretar, el presidente de México”, expresó ante el tribunal conformado por tres magistrados presidido por la juez María Riera.

Lee: Soy un perseguido político por el gobierno de AMLO: Alonso Ancira

Alonso Ancira fue detenido en mayo de 2019 en España por su presunta vinculación con el ex director de Pemex, Emilio Lozoya Austin, en operaciones con recursos de procedencia ilícitas,

Además se autodefinió como “daño colateral” de la persecución del actual gobierno contra todos los integrantes de la administración del ex presidente Enrique Peña Nieto, además se refirió a Lozoya aunque de forma indirecta.

Lee: Mandan a prisión a Emilio Lozoya para evitar su fuga en España

“La mamá de este innombrable Emilio Lozoya, con 75 años de edad, está detenida en su casa y todo porque su hijo le dio un cheque de 180 mil pesos. Estamos viviendo la injusticia que hay en México con esta señora madre que la tienen presa por un delito que alcanzaba libertad bajo fianza. Es un crimen”, acusó.

Alonso Ancira está acusado en México por posibles delitos al causar daño patrimonial a Petróleos Mexicano (Pemex) por la compra-venta de la planta Agro-Nitrogenados.

Bajo la dirección de Emilio Lozoya Austin se compraron dos plantas para crear la filial Pemex Fertilizantes.

El 15 de enero de 2014, PMI firmó un contrato para la compra de los activos de Agro Nitrogenados, una planta de fertilizantes que tenía 14 años sin operar y “en las prácticas de negocios no se conoce que se otorguen garantías a bienes con considerable antigüedad y que no están en funcionamiento”.

El precio inicial de la planta de fertilizantes pagado a Alonso Ancira, presidente del Consejo de Administración de Altos Hornos de México, fue de 275 millones dólares, y le destinaron para rehabilitar una inversión de 200 millones de dólares. Es decir, Pemex gastó 475 millones de dólares para quedarse con los activos y echarlos andar.