:)

CDMX

La sequía está pegandole Los prestadores de servicios turísticos en Valle de Bravo

Published

on

TOLUCA, Estado de México. Luego que la Comisión Nacional del Agua (Conagua) anunció la cancelación de extracción de agua de la presa Miguel Alemán, en el Pueblo Mágico de Valle de Bravo, la situación no ha mejorado, y los prestadores de servicio aún enfrentan la falta de visitantes, la sequía, y el cierre de negocios.

“Eso no nos da una tranquilidad, porque en cualquier momento va a volver a salir el agua de aquí (Valle de Bravo) y es que no han dado alguna alternativa para mandar agua particularmente a la Ciudad de México, aquí lo que se le pide a la Comisión Nacional del Agua es que se busque otro punto de suministro de agua a la Ciudad de México” detallo, David Rodríguez Martínez, prestador de servicio del sector restaurantero.

Además, comento que, si bien las actividades acuáticas como recorridos en lanchas no se han suspendido, los turistas no llegan situación que ha dejado un impacto considerable en la economía de este sector.

Lee: En Sonora se entrega alimento para el ganado afectado por la sequía

“Aquí el problema es que después de que tanto se ha dicho de los bajos niveles de la presa, hay gente que cree que en realidad no se puede navegar en el lago, y eso ha hecho que el turismo se aleje de Valle de Bravo y estamos preocupados porque es un lugar turístico y directa o indirectamente, todos dependemos del turismo”

Anteriormente, a Valle de Bravo cada fin de semana llegaban un aproximado de mil 500 a dos mil vehículos, la mayoría “turistas de ocho horas”, que llegan de paseo y regresan a sus hogares el mismo día, ahora los prestadores de servicio apenas logran contabilizar entre 70 y 100 vehículos, así lo comento Rafael, encargado de un estacionamiento en la zona centro.

“La merma es bastante, estamos muy bajos porque ni siquiera alcanzamos un 50 por ciento, ya las fechas como Semana Santa ya no son tan buenas como hace tres o cuatro años y lo pongo como ejemplo, porque esta festividad es una semana de turismo que aumenta, y preguntando con los propios visitantes nos comentan que pensaban que el lago ya estaba seco”.

Quienes se dedican al giro restaurantero, de estacionamientos, de renta de embarcaciones, así como de venta de tour, coinciden que aun cuando la presa reporta niveles de un 27.27 por ciento, todavía es un atractivo turístico.

“Si ha bajado el nivel del lago, pero si se puede navegar ya que el lago de Valle de Bravo sigue teniendo agua considerablemente digamos, ya que es una presa que tiene una capacidad de 408 millones de metros cúbicos” refirió, Andrés Hernández, prestador de servicios.

Si bien se han aplicado varias alternativas para cuidar el agua que aun resguarda la presa Miguel Alemán, los habitantes de Valle de Bravo comentan que los ciclos de lluvia serán la solución al problema de niveles bajos.

Felipe Bernal / El Sol de Toluca

Publicidad

Trends

Publicidad