:)

El Extranjero

Los militares no deben mancharse con la sangre del pueblo: Evo Morales

El ex presidente de Bolivia, Evo Morales explicó cómo los militares configuraron el golpe de estado y fue defendido por el pueblo

El ex presidente de Bolivia, Evo Morales Ayma, quien vive su segundo día en el exilio en México, exigió a las fuerzas militares y a la policía del país sudamericano que no agredan ni repriman al pueblo boliviano.

“Pido a las fuerzas de seguridad del Estado, que no se manchen con la sangre del pueblo”, señaló en conferencia de prensa al mostrar su posicionamiento político, después de su renuncia el 11 de noviembre de 2019.

“Yo pensé que al día siguiente de mi renuncia iba a ver paz, pero hubo cuatro muertos. Hubo bala contra el pueblo boliviano”, expresó el líder indigenista, quien sostuvo también una reunión con Mario Delgado Carrillo, coordinador de los diputados de Morena, así como con Reginaldo Saldoval Flores, coordinador de los legisladores del PT.

Lee: Seguiré en la política y en la lucha, asegura Evo Morales

Desde el Museo de la Ciudad de México el ex presidente de Bolivia convocó a un diálogo nacional: “Que participen cívicos, políticos sociales, los partidos políticos que perdieron las elecciones, coordinar todos los sectores sociales”.

“La única forma es un diálogo nacional, pueden acompañar distintos organismos como la ONU, ya que pasamos del fraude al Golpe de Estado. Se confirma el Golpe de Estado. En Cochabamba saquearon mi casa y mis vecinos frenaron el incendio”, comentó.

Los comandantes militares fueron desleales al igual que policías quienes permitieron al día siguiente de las elecciones del 20 de octubre que se quemaran actas de escrutinio en 5 departamentos en distintas zonas de Bolivia, comentó.

“La policía se repliega. El golpe empezó el día 21, cómo la policía puede hacer quemar los tribunales donde están las actas de sufragio, el viernes convocamos al diálogo a los 4 partidos en la asamblea legislativa plurinacional, entiendo su posición”, relató Evo Morales.

El hombre derrocado del gobierno pidió reunirse con Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), para verificar si hubo o  no fraude en las elecciones.

“La OEA decidió una posición política y no técnica. La OEA no está al servicio de los pueblos latinoamericanos, sino al servicio del imperio americano”, aseveró Morales.  

La legisladora opositora Jeanine Áñez, quien ayer se autoproclamó como presidenta interina, no respetó la ley, expuso.

Lee: Ojalá que en México no usen la democracia para aferrarse al poder: Jeanine Áñez

La dimisión del político considerado de izquierda se dio la tarde del 10 de noviembre de 2019 a la presidencia de Bolivia, cuando se vio cercado por una profunda crisis política, social y luego de que las Fuerzas Armadas pidieron que diría un paso al costado.

“Quiero decirles, la lucha no termina acá. Los humildes, los pobres, los sectores sociales vamos a continuar con esta lucha por la igualdad y la paz. Es importante decirle al pueblo que es mi obligación como Presidente buscar esta pacificación”, manifestó el político boliviano.

“Espero que (Carlos) Mesa y (Luis Fernando) Camacho hayan entendido mi mensaje. No maltraten a hermanas y hermanos. No engañen con mentiras y usen al pueblo”, expresó el ex presidente de Bolivia.

“Luego de analizar la situación conflictiva interna, pedimos al presidente del Estado que renuncie a su mandato presidencial permitiendo la pacificación y el mantenimiento de la estabilidad, por el bien de nuestra Bolivia”, dijo el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, general Williams Kaliman, ante la prensa.

También, la Central Obrera Boliviana (COB), la mayor entidad sindical del país y que ha sido aliada del gobierno en los últimos años, le pidió este domingo al presidente Evo “renunciar, si era necesario” para pacificar al país.

Morales Ayma llamó a nuevas elecciones para elegir al nuevo encargado del poder ejecutivo, en medio de una escalada de violencia en el país andino y minutos después de que la Organización de Estados Americanos (OEA) pidiera repetir el proceso electoral por irregularidades.