:)

Baja California

Morena pone en riesgo el desarrollo científico en Baja California

Gabriel Camarena Salinas, presidente del CCE Tijuana, dice que la Secretaría de Educación y Bienestar Social no puede detonar el desarrollo científico

Morena pone en riesgo el desarrollo científico en Baja California

TIJUANA, Baja California. Un grupo de empresarios bajacalifornianos advierten que está en riesgo el desarrollo económico y científico por la propuesta de Morena, el grupo que controla el Congreso de Baja California, para que todo el desarrollo tecnológico e impulso a la innovación esté en manos de Secretaría de Educación y Bienestar Social (SEBS).

“Ante el reto de posicionar a nuestro Estado en los mayores niveles de competitividad: no puede haber generación de empleos sin innovación y no puede haber innovación sin una visión empresarial que sepa explotar su potencial económico”, manifestó Gabriel Camarena Salinas, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) en Tijuana.

El empresario señaló que con el cambio en el enfoque de las políticas públicas en materia de actividades científicas, tecnológicas y de innovación se pone en riesgo el desarrollo económico de la región.

El proyecto de Ley de Impulso al Conocimiento y a la Innovación Tecnológica para el Desarrollo realizado por Morena pretende que la SEBS administre los recursos que ahora hace Consejo Estatal de Ciencia e Innovación Tecnológica (COCIT).

Camarena Salinas explicó que la SEBC no posee una visión para que haga un negocio empresarial o científico, tal como lo posee el Consejo Estatal, ya que no es su naturaleza.

“No cuenta con la experiencia y relaciones necesarias para llevar a cabo proyectos de impacto para generar la competitividad y los  empleos que los bajacalifornianos legítimamente aspiramos”, dice el presidente del CCE Tijuana.

Las aportaciones realizadas al COCIT son de 80 millones de pesos al año y está  administrado por la Secretaría de Desarrollo Económico de Baja California (Sedeco). Sin embargo, cuando el Consejo Estatal de Ciencia e Innovación Tecnológica era administrado por la Secretaría de Educación sólo le entregaban tres millones de pesos.

Arám Hodoyán Navarro, presidente del Consejo de Desarrollo de Tijuana (CDT), manifestó que el sector empresarial está alarmado por el posible cambio de políticas en el sector científico.

“No puede haber generación de empleos sin innovación y no puede haber innovación sin una visión empresarial que sepa explotar su potencial económico”, comentó el empresario. 

Los empresarios señalaron que los recursos administrados por el COCIT han permitido desarrollar proyectos de infraestructura de impacto para el desarrollo regional, ya que tienen un fin de innovación y tecnología, que va de la mano con el impulso económico de Baja California.

El Bit Center (un centro de educación tecnológica en el que se orienta a emprendedores), el Museo del Caracol (un museo de ciencias en el puerto de Ensenada); el Museo del Vino (en el que se explica todo lo relacionado con la industria vitivinícola de Baja California), son algunos proyectos impulsados en el estado fronteriza con las aportaciones al COCIT.

Además del Centro de Excelencia en Competitividad y Emprendimiento y el Centro de Especialización en Diseño e Ingeniería de Producto para la Industria Aeroespacial de la Universidad Tecnológica de Tijuana (UTT).

La propuesta fue presentada hace unos días por el Congreso de mayoría morenista, al que los empresarios dirigieron reconsiderar la iniciativa.  

Un posicionamiento fue emitido dirigida a la diputada Claudia Josefina Agatón Muñiz, presidenta de la mesa directiva del Congreso, Monserrat Caballero Ramírez, presidenta de la Junta de Coordinación Política del Congreso, Maria Luisa Villalobos Ávila, presidenta de la Comisión de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología y al diputado Rodrigo Aníbal Otañez Licona, presidente de la Comisión de Desarrollo Económico y Comercio Binacional del Congreso del Estado de Baja California.