:)

Inclasificables

Conacyt, sin obligación de financiar al Foro Consultivo

Published

on

El Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) no está obligado a transferir recursos al Foro Consultivo Científico y Tecnológico (FCCyT) debido a que se trata de una asociación civil, concluyó la Secretaría de la Función Pública (SPF).

La información surge luego de que órgano dirigido por María Elena Álvarez-Buylla exhortó al FCCyT a actuar en congruencia con la austeridad impulsada por el gobierno federal, toda vez que en el sexenio pasado recibió de Conacyt más de 200 millones de pesos para el pago de su “amplia platilla”, gastos de telefonía celular, viáticos, seguridad privada, gestión de redes sociales, servicio de bocadillos y otros.

En un comunicado, el Consejo informó que la SFP indicó que los recursos públicos que capta, asigna, ejerce y aplica el gobierno federal atienden a un bien público superior y de interés general, el cual está por encima del interés privado representado por una asociación civil.

“El Foro Consultivo no es susceptible para que se le transfieran recursos públicos toda vez que el gobierno federal debe ejercer los recursos directamente y acorde con las medidas de austeridad que, además de ser de observancia general, son una política del Estado Mexicano”, concluyó.

Además de los gastos operativos, el Conacyt denunció una duplicidad de atribuciones del Foro Consultivo y lo señaló de usar indebidamente la base de datos del Sistema Nacional de Investigación (SNI) vulnerando la confidencialidad, la integridad y la disponibilidad de datos amparadas en la Ley General de Protección de Datos Personales

En respuesta, Julia Tagüeña, coordinadora general del FCCyT, aseveró que desde enero pasado en el Senado de la República surgió una iniciativa de Ley que proponía la desaparición de organismos autónomos, como el Foro Consultivo.

Añadió, en conferencia de prensa, que la Ley de Ciencia y Tecnología faculta al FCCyT para realizar consultas sobre temas científicos, tecnológicos y de innovación a los investigadores, contrario a lo expuestos por el Conacyt.

Por Redacción